Archivos mensuales: diciembre 2014

Velvet revolution: el terciopelo en los trajes para novio

Cuando se piensa en el terciopelo la primera palabra que nos viene a la mente es suavidad, un tejido agradable al tacto que no dejaríamos nunca de acariciar. Los trajes para novio realizados en este tejido, son obras maestras sofisticadas, elegantes y suaves.

 

trajes para novio

 

El origen del terciopelo es incierto: hay quien dice que su origen es la India, hay quien opta por Persia y hay quien dice que sea China. Cualquiera que sea su origen, el terciopelo es un tejido que ha estado presente desde el siglo XIII en las familias más importantes de cada Nación, como símbolo de lujo y excelencia.

Basta pensar en la Italia del 1500 y a las cortes de los Gonzagas y los Médici, donde llegaban constántemente toneladas de terciopelo que servían para confeccionar trajes y decoración; otro velvet-addicted de la historia fue Napoleón, que en el día de su coronación lució una capa de terciopelo de las más suntuosas que nunca se hayan visto.

Sin embargo, si pensamos en la época moderna, no podemos evitar recordar la tan famosa fotografía que retatró Tom Kelleys a Marilyn Monroe, desnuda sobre una tela de terciopelo rojo, como también a Madonna en el tour de los años 90, vestida completamente con terciopelo por Jean Paul Gaultier. Pueden ser muchos los ejemplos, y todos confirman que el terciopelo, desde siempre, ha sido uno de los tejidos más solicitados y valorados por personas que quieren hacerse notar y que entienden realmente su valor.

El terciopelo también es el tejido por excelencia que cubre los sillones de los personajes más importantes y poderosos del mundo y de la historia. Hay una frase que encierra cláramente este colectivo: “Donde hay poder hay terciopelo” y en efecto, ha sido amado y luciso por Papas, emperadores y reyes en el curso de la historia hasta el día de hoy.

Los trajes para novio de los que hablaremos en este artículo, son adecuados para personas que se identifican un poco en esta categoría “Real y Majestuosa”, que saben que tienen un gusto mucho más refinado de lo común: la identificaremos como “Gente de Terciopelo”.

 

 

La “Gente de Terciopelo” es suave, ligera, brillante, fuerte, sensible, que se inspira en un pasado glorioso y lo reinventa en el presente; el terciopelo es un tejido que posee un toque de misterio, que ya de por sí se presenta precioso, pero su belleza se aprecia realmente una vez que se acaricia.

 

 

 

Aunque el círculo de personas descritas parezca ser muy pequeño, el realidad, dicho tejido es realmente versátil; el terciopelo puede representar diferentes estilos: desde el Napoleónico al Oriental, o desde el Haute Couture hasta el Rock.

A nivel púramente industrial y técnico, existen diferentes tipos de terciopelo, entre ellos los más comunes: el de lana, el de seda y el de algodón; uno de los más utilizados es el del tercer tipo, con el cual se realizan diferentes tipos que abarcan desde diseños de jacquard al micro terciopelo, del chenille al Dévoré, y cada una de las diferentes elaboraciones que nunca pierden la elegancia y belleza.

El terciopelo presenta un tupido pelo (si el terciopelo es cortado o liso) o una serie de minúsculos anillos de hilo (si el terciopelo es rizado) y su nombre deriva del latín “vellus”, que proviene del bello de los ovinos; este nombre es representativo por la calidad térmica de este tejido, que logra calentar también en los días más fríos del invierno.

En los telares industriales, se produce con hilos muy finos y se utilizan dos urdimbres y una sola trama: una urdimbre gruesa para la base y una urdimbre de pelo.

Ottavio Nuccio Gala y su “Velvet Revolution”

La versatilidad del terciopelo y sus numerosas claves interpretativas, han sido perfectamente representadas por Mario Moreno Moyano, alma creativa de Ottavio Nuccio Gala, en las Colecciones 2015. Los trajes de terciopelo de la marca, están presentes en las Colecciones Gentleman, Black Tie y Emotion, antitéticas por excelencia y aún así tan similares por el uso del mismo tejido.

En las colecciones Gentleman y Black Tie encontramos trajes, incluso 3 piezas, esmoquins y dinner jackets con solapas en satén o grosgrain; los colores varían: negro, morado, verde oscuro… todos adecuados para ceremonias de gala, bodas civiles o eventos de lujo y de alfombra roja. Los accessorios son excéntricos pero sin perder nunca la elegancia que marca la colección. Los colores nunca se exceden, pero dan ese toque de estilo necesario para quien quiera lucir un tejido tan particular.

trajes para novio

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En la Colección Emotion, sin embargo, no encontramos trajes completos sino dinner jackets de dos tipologías: terciopelo simple y terciopelo con efecto arrugado. Las chaquetas en terciopelo simple se combinan con pantalones negros y camisas cuello esmoquin, que a primera vista pueden parecer clásicas, pero el toque de genialidad y modernidad, está en los accesorios metálicos.

 

trajes para novio

 

Cinturones con hebillas personalizadas ONGala, broches, cadenas y forros con calaveras que hacen de este estilo algo extremadamente fashion. Las dinner jackets en terciopelo de efecto arrugado, sin embargo, se combinan con conjunto de camisa, fajín y corbata en lúrex con bordados Drako, para un hombre que no tenga miedo del qué dirán.

 

La última joya de las creaciones de Mario Moreno Moyano, alma creativa de Ottavio Nuccio Gala, son los zapatos: Slippers en terciopelo con bordados exclusivos, que son la guinda del pastel para completar el total look. La slipper, ya de por si está considerado como uno de los modelos fetiche para hombres de alta sociedad, pero si además se realiza en terciopelo, adquiere un toque de excelencia y belleza.

 

La “Velvet Revolution”, conocida como revolución radical e innovadora pero sin violencia, no se refiere solamente a la histórica del 1989, sino que también la que estamos viviendo en los últimos años en el sector de la moda y los trajes para novios.

Señores, el terciopelo ha vuelto, y ahora más que nunca, es uno de los tejidos en boga.